Sin nada que perder

linchamientoRamiro despierta
busca que comer,
un poco de alimento
en la basura puede ser.

Busca a sus socios
e inician con su laburo,
una cartera para jalar,
un celular y hay que picar.

No le temen a la muerte
ya no tienen nada que perder

Descuidistas, monreros
son los especialistas de estos laredos,
cuidado!!, que no los atrapen,
ya los pacos quieren su parte.

No le temen a la muerte
ya no tienen nada que perder.

Al final de una calle obscura
esta el local de doña Santusa
ahí se cambia toda la ganancia
por el trago y unas fumadas.

Una noche, que mala suerte!!!
son atrapados por una turba
piden perdón, ruegan por su vida
y sin clemencia son ajusticiados por la comuna.

Nadie los busca, nadie los extraña
son parte de nuestro presente y nuestro mañana,
y no hacemos nada.

czar

Deje un texto de respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *